Antes final después

Al final de cualquier viaje a cualquier hora,
nos preocupamos de no llegar cansados
de enfrentar los días hacía atrás
con los ojos puestos en el camino
cuando todo sucede en los horizontes
que nos rodean con voces únicas de aves.

¿ Existirá mi alma renovada en la muerte?
de tanto caminar pensando distraído de azares
olvidamos cada lapso corto de un recuerdo equivocado
recordamos con días despejados los primeros besos
pero después de todo tiempo ocurrimos en la muerte
antes de vivir y morir constantemente.

Tras cada vaso hay un verano triste
en las noches más frías habrá una taberna
y en los amores que nunca ocurrieron
estuviste tú, tú como amuleto permanente
como etiqueta de polera, como sombra en el día
ahí estuviste amada y no amada por mi ser
recordándome la estrechez eterna del hoy
y lo extenso del ayer.

Comentarios