martes, 3 de mayo de 2016

ciclo

es tiempo de cantarle a otros templos
de escuchar otras penas y otros días

hay un vuelco que siempre se debe dar
una sintonia con lo inevitable e incierto

estoy a tiempo de dejar de cargar en mi espalda
versos tan pesados como mis muertos tristes

es el momento de escapar de ese balcón
y dejar que la gravedad hable por nosotros

es tiempo de muchas sepulturas
y explosiones de lapidas

es el limite de mi dolor
que ya gritó tanto
que quedó sin voz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario